12 agosto 2010

Un niño, un viejo y la vida

Erase una vez un niño, que nació sin compañeros de juego.

La vida le sonrió y juro que algún día jugarían al juego que el quería pero antes él tendría que jugar otro juego, un juego que ella quería. Y, el niño jugo ese juego. Y, pasaron los meses. Y, pasaron los años. Y, el niño se volvió viejo jugando el juego que la vida quería jugar y él no.

Entonces, un día, el viejo se volvió a mirar de frente a la vida y le dijo "me has engañado".

... Y, entonces ella sonrió y solo dijo una cosa. "Yo no te he engañado, es solo que no has sabido jugar y perdiste"

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Nice dispatch and this enter helped me alot in my college assignement. Say thank you you for your information.

Manuel dijo...

Me han traducido tus palabras. Me alegra que las mias te hayan servido y sido de utilidad.

Aquarel B.R.D. dijo...

Siempre hay una parte de niños en nuestro interior, solo es cuestion de no tener miedo a sacarlo y se podra vivir ese juego que el tiempo y la vida no pudieron demostrar.